Steve Jobs, One More Thing

Publicado Por el 6 de Oct de 2011 | Sin comentarios


Más bien One Last Thing: Steve Jobs, uno de los fundadores y hasta hace poco CEO de Apple, ha muerto a la edad de 56 años a causa de un cáncer de páncreas, una variante muy grave, diagnosticado hace varios años. Esa es la noticia. ¿Cuál es el análisis?

Pues que ha muerto un revolucionario, una persona con mentalidad innovadora, atrevida, sin miedo al fracaso. Un auténtico genio. El último inventor, le llamaban algunos.

Para un informático como yo, que posee un iPod, un Macbook Pro, desarrolla para iOS y se comprará un iPhone 4S dentro de 3 semanas, es tiempo de reflexionar, de ver como una compañía como Apple puede dirigir los designios de tu vida, tu futuro. Algo que Steve no diría nunca, pues para él, tu futuro lo marcas tú, cada día, viviendo como si fuese el último.

Un apasionado de su trabajo, que creía en lo que hacía, y hacía que los demás creyéramos en esas cosas tan raras que ideaba desde Cupertino y que empezaban todas por “i”. Un experto del marketing, que sabía hacerte ver que necesitabas tal producto o tal otro, hacerte ver que sus productos cambiarían tu vida, con convencimiento de que así iba a ser.

A veces, la vida te golpea en la cabeza con un ladrillo. No perdáis la fe. Estoy convencido de que lo único que me mantuvo en marcha fue mi amor por lo que hacía. Debéis encontrar algo que realmente os apasione. Y esto vale tanto para tu trabajo como para el amor. El trabajo ocupará una parte importante de sus vidas, y la única manera de sentirse realmente satisfecho es hacer lo que consideras un trabajo genial. Y el único modo de tener un trabajo genial es amar lo que hagas. Si no lo has encontrado aún, sigue buscando. No te conformes.[…]

Steve Jobs, discurso de graduación para la Universidad de Stanford, 2005

Todo el mundo se ha hecho eco de la gran pérdida. Bill Gates, Mark Zuckerberg, Larry Paige, Erin Schmidt, Michael Dell o el mismísimo Barack Obama han dejado sus frases de agradecimiento, condolencia y, sobre todo, admiración y respeto para un ser irrepetible en el mundo de la informática y las comunicaciones.

Descansa en paz Steve, te lo has ganado.

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *